"El que encubre sus pecados no prosperará; mas el que los confiesa y se aparta alcanzará misericordia."  Proverbios 28:13

El arrepentimiento es la percepción del desorden moral en el que estamos por naturaleza. Es el despertar de la conciencia, que por fin se dirige a Dios.

El hombre que se arrepiente siente un horror sincero por el mal que pudo hacer; no necesariamente porque haya cometido pecados particularmente graves, sino porque en su vida no dejó ningún lugar a Dios. En el arrepentimiento hay una luz de esperanza, un llamado más o menos consciente a la misericordia divina.

El arrepentimiento se manifiesta por medio de una actitud sincera (leer el Salmo 51), mediante la confesión, primero a Dios, pues él es el primer ofendido, y luego a los que hayamos causado algún daño: el cónyuge, un empleado… Se demuestra reparando las faltas cometidas, siempre que sea posible, y apartándose de los pecados confesados. El creyente recuerda las faltas cometidas, las que lo humillan, pero al mismo tiempo se goza de la gracia que le fue concedida: ¡sus pecados son perdonados!

Así, el arrepentimiento nos prepara para aceptar la gracia de Dios. Es un primer movimiento hacia Dios, pues por medio de él reconocemos que Dios tiene derecho a ser obedecido. Así, el que experimenta un verdadero arrepentimiento, por primera vez demuestra tener fe en Dios. ¡Confesamos nuestros pecados porque tenemos fe para ser perdonados! Dios ofrece su perdón a todos los que creen que Jesús llevó, en su lugar, todos sus pecados. “Dios… ahora manda a todos los hombres en todo lugar, que se arrepientan” (Hechos 17:30).

© Editorial La Buena Semilla, 1166 PERROY (Suiza)  LBS

 

Información

Iglesia Bautista Bíblica
c/ Tiberiades, 6 - local 20
28043 Madrid, España
Metro: Canillas / salida calle Montalbos
Tel. 91-300-0116

Ubicación

mapagooglesmall¿Necesitas instrucciones para llegar a la Iglesia? 
Ver mapa más grande

Horario

Te invitamos a las reuniones:
relojDomingo  11:30 mañana

Domingo    7:00 tarde
Miércoles    7:00 tarde